(1936) En notable disertación el primer Director del Hospital San Esteban relata la historia de la medicina en Cañete.
Lo aquí contado fue en mérito a la distinción que recibiera a nivel nacional el recordado Hospital cañetino.